Ejercicio espiritual: ¿A quién vas a ayudar con tus oraciones?

spiritual exercise oct 2018

Empieza el ejercicio imaginándote que estás en el centro de una serie de círculos concéntricos. A pesar de encontrarte en el centro, tú no eres el foco de la atención. Dentro del primer círculo está tu familia y tus amigos más cercanos. Probablemente te resulte fácil determinar las necesidades de dos o tres de ellos. Toma nota de ellas.

Pasa ahora al segundo círculo: tus conocidos. Toma nota también de sus nombres y necesidades. Finalmente pasa al círculo más amplio, el formado por personas cuyas necesidades no te son ajenas, pero con las que no has tenido contacto directo: una señora en una silla de ruedas que viste en la calle, una familia sobre la que leíste en el periódico, que se ha quedado sin casa. Una vez más, toma nota.

A estas alturas tendrás ya una lista de unas diez personas. Ruega por ellas a lo largo de la semana. Pon la lista en un lugar donde la veas a menudo, quizás en tu velador o en tu escritorio.

Todos los días tómate cinco o diez minutos para rezar por esas personas. Unos breves momentos de oración sincera, de corazón, pueden significar mucho para alguien. «La oración…tiene mucho poder y da resultados maravillosos.» (Santiago 5:16)


Text adapted from Activated magazine. Image (foreground) designed by Freepik. Background in public domain.

Advertisements

A Spiritual Exercise: Who Needs Prayer?

spiritual exercise oct 2018

Begin this exercise by picturing yourself in the center of a set of concentric circles. You’re in the center, but the focus isn’t on you. Within the first circle are your family and closest friends. It’s probably easy to identify the needs of at least two or three. Make a note.

Now picture the next circle. Make a note of their names and needs. Now picture the widest circle, people whom you don’t know personally, but whose needs you are aware of—the woman in a wheelchair who you passed on the street, the homeless family you read about. Make a note.

At this point you probably have a list of about ten people. Pray for these people throughout the coming week. Keep the list where you will notice it, perhaps next to your bed or on your desk.

Take five or ten minutes every day to pray for them. Even a few moments of meaningful, heartfelt prayer can make a big difference in someone’s life. “When a believing person prays, great things happen.” (James 5:16 NCV)


Text adapted from Activated magazine. Image (foreground) designed by Freepik. Background in public domain.

Ejercicio espiritual: Pasado y futuro

New Year Activity for children

La Nochevieja es un momento ideal para hacer balance del año que pasó y fijarse metas para el siguiente. A continuación te presento un ejercicio espiritual con ese fin.

Enciende primero una vela grande, que representa a Jesús, la luz del mundo. Lee los siguientes versículos de la Biblia y medita sobre ellos:

«Yo [Jesús] soy la luz del mundo; el que me sigue no andará en tinieblas, sino que tendrá la luz de la vida». (Juan 8:12)

«Tú encenderás mi lámpara; el Señor mi Dios alumbrará mis tinieblas». (Salmo 18:28)

Enciende luego la vela pequeña —que te representa a ti— con la llama de la grande.

Tómate unos minutos para reflexionar sobre el año que termina. Ten en cuenta estos tres aspectos de tu vida: tus estudios; tu vida familiar y tu relación con tus parientes y amigos; y tu vida personal.

De todo lo que pasó en el último año en cada una de esas tres esferas, ¿qué suscita más tu gratitud? Puede que dentro de cada categoría recuerdes muchas cosas. Da gracias a Dios por ellas. Tal vez conviene que las apuntes para repasarlas más adelante.

Después tómate unos minutos más para reflexionar sobre el año que viene. En esas tres mismas esferas de tu vida, ¿cuáles son tus oraciones o aspiraciones para el año entrante? Anótalas en forma de esquema o de oraciones a Dios, para poder referirte a ellas conforme avanza el año y así acordarte de darle las gracias cuando Él responda. Te servirán también para tu reflexión del próximo año.

Este mismo ejercicio puede realizarse con familiares o amigos. Se enciende una vela grande, se leen los versículos bíblicos en voz alta y se comentan brevemente. Todos se toman unos minutos para reflexionar sobre lo que más agradecen del año que pasó y apuntarlo; luego unos minutos más para formular su oración para el año entrante. (También se puede avisar a todos de antemano para que preparen su lista y se tomen todo el tiempo de reflexión que quieran.)

Uno a uno los asistentes encienden su velita y leen o explican a los demás lo que más agradecen del año que termina y su oración para el próximo año.


Imagen diseñada por Freepik. Artículo adaptado de la revista Conéctate. Usado con permiso.

A Spiritual Exercise: Past and Future

New Year Activity for children

The New Year is a great time to take stock of the past year and set goals for the next. Here’s a spiritual exercise to that end.

Begin by lighting a large candle, which represents Jesus, the light of the world. Read and think about these verses from the Bible:

“I [Jesus] am the light of the world. He who follows Me shall not walk in darkness, but have the light of life.” (John 8:12)

“You will light my lamp; the Lord my God will enlighten my darkness.” (Psalm 18:28)

Use the big candle to light the small candle, representing you.

Take a few minutes to reflect on the past year. Take into consideration these three areas of your life: your studies, your home life and relationships with family and friends, and your personal life.

What in the past year, in each of those areas, are you most thankful for? You might have many things in each area. Thank God for them. You may want to jot them down for future reference.

Then take a few more minutes to reflect on the coming year. In terms of those three areas of your life, what are your prayers or aspirations for the coming year? Write those things down, either as a personal prayer or in point form, so you will have them to refer to as the year progresses and be reminded to thank God as He answers your prayers.

With a few simple modifications, this exercise can also be done with family or friends:

Light the large candle, read the Bible verses aloud, and briefly discuss them.

Take a few minutes for everyone to think about and write down the things they are most thankful for from the past year, then a few more minutes for everyone to formulate their prayer for the coming year. (Or with advance notice, everyone can prepare their list ahead of time and take as much time for reflection as they like.)

Then, as you go around your circle, each person lights their small candle and reads or explains to the others what they are most thankful for in the past year and what their prayer is for the new one.


Image designed by Freepik. Text adapted from Activated magazine; used by permission.

Héroes anónimos

Unsung heroes activity for children

Es harto conocido el episodio en que un muchacho entregó su almuerzo a los discípulos para que lo repartieran entre la multitud. Jesús tomó los cinco panes y los dos peces, los bendijo, y milagrosamente se multiplicaron, con lo que sirvieron para saciar el hambre de miles de personas. ¿Quién era aquel chiquillo? ¿Cómo se llamaba? ¿Cómo se llamaba su madre que con cariño le preparó la fiambrera? Desconocemos esos detalles.

Detrás de muchos milagros de liberación, sanación y provisión hay algún héroe anónimo que, sin hacer mucho ruido, realiza un sencillo acto de bondad. Recordemos a los hombres que cargaron en su camilla a su amigo paralítico. Tan ansiosos estaban de llevarlo ante Jesús para que lo sanara que abrieron un boquete en el tejado para poder introducirlo en la casa atestada de gente.

Los que acarreaban el cadáver del hijo único de una viuda se detuvieron cuando Jesús se les acercó, y así presenciaron el milagroso regreso a la vida del joven. Y no hay que olvidar a los hombres que vinieron de parte de un centurión para rogar a Jesús que sanase a su apreciado siervo. Al regresar se encontraron con que el criado se había curado.

Todos esos personajes anónimos hicieron más de lo que era su obligación. No consta que se les dieran las gracias o se los recompensara por ello. Actuaron así porque les salió del corazón.

Probablemente ya adivinas el tema del ejercicio que te vamos a presentar. Para esta próxima semana hazte un propósito: sin decirle nada a nadie ni esperar nada a cambio, ten una atención con alguien, ya sea un amigo, un pariente o un extraño. Mejor todavía, procura hacerlo todas las semanas. Quizá no seas testigo de milagros espectaculares, pero harás sonreír a otros seres humanos.


Text courtesy of Activated Magazine. Used by permission.

Image Credits (left to right): Image 1 and 3 © TFI. Image 2 by Bible Society Australia; used under Creative Commons license.